El profeta Oseas

por Arend Remmers

14 capítulos

  1. Acerca del autor y de la fecha en que fue escrito el libro
  2. El propósito del libro
  3. Peculiaridades
  4. Resumen del contenido

1. Acerca del autor y de la fecha en que fue escrito el libro

Oseas (nombre que significa «salvar», «salvación») es el primero de los llamados Profetas Menores. En la Biblia Hebrea, los escritos de estos doce profetas están compilados en un único libro llamado «Los Doce».

Excepto el nombre de su padre (Beeri, Oseas 1:1), no conocemos otros detalles de los antecesores de este profeta. Los reinados de Uzías, Jotam, Acaz y Ezequías, reyes de Judá, y de Jeroboam II, rey de Israel, pueden ubicarse aproximadamente entre los años 793 y 697 a.C., es decir, abarcan casi cien años (Oseas 1:1). Las especulaciones científicas referidas al tiempo en que Oseas ejerció su ministerio ¡varían entre veinticinco y setenta años! Oseas desarrollaba sus actividades en el reino norteño de las diez tribus, pero, en parte, sus mensajes involucraban también al reino sureño de Judá. Podemos suponer que el servicio de Oseas finalizó cuando el reino del norte fue exterminado, en 722/721 a.C. (evento que él mismo había anunciado); por lo tanto, dicho servicio tuvo que haber durado entre 30 y 50 años. Si esto fue así, quiere decir que Oseas era contemporáneo de Isaías, Miqueas y Amós.

Oseas obedece el mandato de Jehová de contraer matrimonio con una prostituta llamada Gomer, hija de Diblaim. Gomer concibió dos hijos, Jezreel y Lo-ammi, y una hija, Lo-ruhama (ver párrafo 3, Peculiaridades). No podemos agregar nada más en cuanto a la vida y el fallecimiento de Oseas.

2. Propósito del libro

El marco histórico dentro del cual Oseas desarrolló su servicio está descrito en 2.º Reyes 14:23 - 20:21. Bajo el reinado de Jeroboam II se había producido un leve mejoramiento (externo) del reino de Israel, pero la apostasía y la irresistible idolatría conducían al pueblo hacia un juicio seguro. Además de esto, los reyes de Asiria continuaban atacando constantemente a Israel.

Por medio de las amargas experiencias que tuvo que vivir con su infiel esposa Gomer, Oseas tuvo que sufrir simbólicamente (según la voluntad de Jehová) lo mismo que el pueblo de Israel le había hecho a Dios mediante su idolatría (Oseas 1-3). La apostasía de Israel era como una prostitución espiritual (idolatría). Los nombres de los hijos del profeta expresan el alcance de los juicios de Dios: Jezreel, por la casa del rey Jehú; Lo-ruhama («no compadecida») y Lo-ammi («no mi pueblo») debido al rechazo del pueblo hacia Dios. A pesar de esto, hacia el final de los capítulos 1, 2 y 3, se anuncia la misericordia de Jehová hacia su dividido pueblo. El mensaje de Oseas puede resumirse con las siguientes palabras: Jehová ama a su pueblo a pesar de la apostasía.

La segunda parte del libro presenta a Oseas lamentándose extensamente. Por medio de esta actitud, el profeta expresa los profundos ayes que merece la condición espiritual de Israel. Al mismo tiempo, Oseas muestra los caminos futuros de Dios para con su pueblo. El capítulo 14 cierra con una apelación al verdadero arrepentimiento. Esto, sin embargo, sólo podrá alcanzar su cumplimiento hacia el fin de los tiempos.

3. Peculiaridades

a) El casamiento de Oseas con una prostituta.

Muchos expositores de la Palabra, en épocas pasadas y actuales, han tenido serias dificultades para considerar que un Dios santo pudiera ordenar a uno de sus siervos que contrajera matrimonio con una mujer que vivía en el pecado. De hecho, muchos judíos consideran que este relato no se refiere a hechos reales, sino a una representación simbólica de tales hechos. Algunos estudiosos modernos han adherido a este pensamiento. Otros, en cambio, desean ver en la revelación de Jehová a Oseas la actitud de Israel hacia su Dios mostrada a manera de parábola. Pero no necesariamente debemos interpretar el texto de esta manera. Cabe la posibilidad, por ejemplo, de que la expresión «mujer fornicaria» (cap. 1:2) estuviera indicando, de manera anticipada, lo que Gomer haría luego de su casamiento. Pero también, por otro lado, dicha expresión podría indicar también que Gomer ya llevaba una vida inmoral antes de casarse, lo que sería perfectamente comprensible debido a la tan baja situación espiritual en la que se encontraba el pueblo. En el Antiguo Testamento hallamos otro ejemplo de la relación entre un israelita y una prostituta: “Salmón engendró de Rahab (la ramera) a Booz...” (Mateo 1:5).

b) Citas de Oseas en el Nuevo Testamento

El Señor Jesús cita a Oseas tres veces en los Evangelios:

Mateo 9:13 y 12:7: Oseas 6:6

Lucas 23:30 y Oseas 10:8

El apóstol Pablo se refiere a Oseas dos veces:

Romanos 9: 25-26:   Oseas 2:23; 1:10

1.ª Corintios 15:55: Oseas 13:14

El apóstol Pedro menciona a Oseas una vez:

1.ª Pedro 2: 9-10:    Oseas 2:23

Además, el evangelista Mateo, en el capítulo 2:15 de su libro, relaciona lo expresado en Oseas 11:1 con la persona del Señor.

4. Resumen del contenido

I. Oseas 1-3: Rechazo y futuro establecimiento de Israel, la esposa infiel.

Capítulo 1: El pecado de Israel y la promesa de restauración.

Capítulo 2: El castigo por la infidelidad y una nueva relación.

Capítulo 3: El pasado, presente y futuro de Israel.

II. Oseas 4-14: Mensajes de juicio y de misericordia.

Capítulo 4:    La ira de Jehová para con Israel.

Capítulo 5:    Culpabilidad y juicio.

Capítulo 6:    Lamentación de Jehová sobre Efraín.

Capítulo 7:    El pecado de Israel.

Capítulo 8-9: El castigo por la apostasía de Israel.

Capítulo 10:   Culpa y castigo.

Capítulo 11:   La misericordia de Dios.

Capítulo 12:   La condición de Israel.

Capítulo 13:   La malicia de Israel.

Capítulo 14:   El retorno y salvación de Israel.

Arend Remmers

Traducido del inglés por Ezequiel Marangone

Home
Comentarios Bíblicos
Libros
Articulos
Enlaces

Copyright © Biblecentre.org :: Free for personal use
Publication only with prior permision from Biblecentre